La Fundación Aragonesa para el Desarrollo de la Observación de la Tierra FADOT está colaborando con la Dirección General del Catastro de España en la realización de un estudio para la «Detección automática de construcciones mediante datos LiDAR».

Durante los últimos años el uso de tecnología LiDAR se ha generalizado en diversos campos de aplicación, desde la cartografía, arqueología, construcción de entornos 3D realistas, gestión del territorio, etc. Una de sus ventajas principales es que permiten un levantamiento muy rápido de información espacial o georreferenciada de zonas muy amplias, con errores del orden de centímetros.

Estas ventajas ha sido aprovechadas por FADOT para crear una metodología que detecte de manera automática edificaciones frente a los métodos existentes hasta ahora que necesitan de un operador.

Las dificultades más importantes para un clasificación automática vienen dadas por la complejidad de la zona a cubrir, que puede presentar «cuerpos» que por sus características geométricas o cromáticas pueden confundirse con edificios y otros tipos de construcciones. Además hay que tener en cuenta las zonas de sombra, poco contraste o mala perspectiva que dificulta capturar toda información.

Altimetría de edificios en Tarazona, Zaragoza (ES) obtenida con datos LiDAR. Cortesía de FADOT

El objetivo principal de la colaboración es analizar el uso de los datos LiDAR para la detección de posibles omisiones, es decir, discrepancias entre la información oficial del Catastro y la proporcionada por los datos LiDAR. Esta nueva metodología permite tanto la detección de nuevas edificaciones no registradas, como los incrementos de altura en edificios ya existentes en la base de datos del Catastro. De este modo se consigue aumentar la eficacia en la detección de omisiones en los trabajos de gabinete frente a otros métodos manuales de detección por fotointerpretación de imágenes aéreas (ortofotos).

La metodología se basa en la creación de un Modelo Digital de Superficie, con la medida de cada punto de la superficie terrestre, incluyendo edificios, árboles, construcciones, etc., el Modelo Digital del Terreno (MDT) para esa misma superficie, pero sin incluir elementos artificiales ni vegetación y la diferencia entre ambas que permite obtener un Modelo Digital de Alturas de cada elemento o cuerpo presente en la zona de trabajo.

El estudio «Detección automática de construcciones usando datos LiDAR» fue nominado al premio Innovación de Aragón, después de una votación pública en internet, lo que permitió exponer el proyecto en el Foro Internacional PILOT, celebrado a finales de mayo de 2014 en Zaragoza (España), donde consiguió una mención especial del Jurado, por su eficiencia en la gestión pública.

Una vez detectadas en gabinete las posibles incidencias en la información registrada, ya se puede proceder a contrastar los datos sobre el terreno y conseguir así su regularización.

Tecnología LiDAR

Ciudad de Huesca (España) en 3D. Cortesía FADOTLa tecnología LiDAR, acrónimo de Light Detection and Ranging, es un método de percepción que  permite una captura masiva de puntos 3D en un sistema de coordenadas global remota utilizando la luz en forma de un láser pulsado para medir distancias a los objetos. Registra los periodos de tiempo entre el envío de las trasmisiones y la vuelta de las señales al sensor, generando información precisa en tres dimensiones (x, y, z) sobre la forma de la Tierra y sus características superficiales. Es decir, para cada punto (x,y) en la superficie terrestre se puede obtener la altura (z) del objeto que allí se encuentra con una precisión del orden de 30cm. Para dotar a los puntos de coordenadas absolutas se utilizan las mediciones GPS.

Noticia redactada a partir de la nota de prensa de FADOT «Colaboración con Catastro», editada por Nosolosig