El pasado 7 de agosto Ignacio Durán Boo publicaba en su blog Catastreros el artículo «El “petróleo” de los municipios latinoamericanos está en el impuesto predial» donde señala la urgencia de una reforma del impuesto predial para compensar la caída de ingresos por la bajada del precio del petróleo, que financia a un buen número de municipios de América Latina.

Un nuevo libro que «pretende formar parte de la literatura geográfica ocupada en especificar los avances teóricos y epistemológicos de la Geografía Cuantitativa con un fuerte componente metodológico-aplicativo... y presentar una Geografía preocupada por el mundo real y, a través de esto, generar un material específico que brinde la utilidad a los lectores en sus actividades académicas, tanto orientadas hacia la investigación como a la docencia de nuestra ciencia».

Aplicaciones de salvamento y rescate, conducción desasistida de vehículos o predicción de terremotos son solo algunos de los casos en los casos en los que hace falta una ubicación precisa y exacta de coordenadas y para ello es imprescindible un marco y sistema de referencia de coordenadas capaz de considerar en los cálculos la cuarta coordenada geodésica, el tiempo. En América el organismo encargado de conseguirlo es el SIRGAS.